IBEX 35; ¿CORRECCIÓN COMPLETADA?

[hupso]

“Sólo porque la acción suba no pienses que tienes razón. Sólo porque la acción baje no pienses que estás equivocado”. Peter Lynch

Una de las preguntas que me dispongo a hacerme tras el cierre semanal de Semana Santa, es si estamos delante del fin del proceso técnico correctivo, antesala por lo tanto, de un nuevo impulso bajista, o simplemente estamos corrigiendo un poco, antes de asaltar de manera definitiva los 9.500 puntos en el IBEX 35.

Captura de pantalla 2016-03-29 a las 17.19.05

Como siempre mantengo, nuestro trabajo no consiste tanto en predecir o acertar la situación ganadora, más bien proponer una estrategia operativa en el sentido de la opción que creamos que tiene más opciones de ganar. Por este motivo, no puedo dejar de lado que tras barrer los 9.500 puntos, el mercado entra en una fase decididamente bajista, lo que no significa de ninguna manera, que el propio mercado no pueda subir o lo que es lo mismo; ¡no implica que el mercado deba caer necesariamente! Simplemente es bajista, ninguna otra objeción cabe. Sin embargo, el fuerte rebote de los bancos, como por ejemplo el Popular (40% de subida desde mínimo), me invita a pensar que el planteamiento que estamos viendo actualmente tiene posibilidades de ser mayor debido principalmente a la potencia del arranque. Por otro lado, la pauta del IBEX 35, que comprende un 50% de ajuste sobre el impulso previo y además, un proceso temporal de un mes y medio, permite plantear cualquier hipótesis operativa en sentido bajista, por lo tanto, cualquier decisión tomada en estos niveles, ¡tiene sentido táctico! Lo importante es completar el movimiento y controlar los niveles de control, los 9.150 puntos en el selectivo español y los 8.800 como soporte, marcarán el umbral de lo que separa una vuelta al impulso bajista y por lo tanto a los mínimos anuales o un incremento del proceso correctivo, hasta los tres meses y los dos tercios. Precisamente debido al desafío que nos propone el mercado, he querido recuperar los puntos clave de Dow, para tener un poco más de claridad al respecto.

La teoría de Dow es el primer sistema de trading documentado. Creado por Charles Dow, su idea no era utilizarlo como sistema operativo, simplemente, se deduce por sus escritos que era un barómetro para determinar la salud de las tendencias.

A pesar de ello, la teoría de Dow ha dado excelentes resultados a lo largo de los años. Sin embargo, a pesar de no ser de gran utilidad práctica, es una herramienta a partir de la cual se desarrollan muchos sistemas de trading.

Veamos entonces de un modo breve, los principios básicos de la Teoría de Dow:

  • La teoría de Dow se aplica a las dos medias originales del Dow Jones: la media industrial y la de transportes.
  • ¡Las medias lo descuentan todo! El cierre refleja todos los partícipes del mercado, su juicio y sus emociones. Por lo tanto, toda la información que está a disposición del mercado está reflejada en los precios.
  • El mercado tiene tres movimientos; primario, secundario y terciario.
  1. Movimiento primario. Es lo que se conoce como mercado alcista o bajista, es la tendencia dominante, ¡la marea del mercado! Se compone de movimientos secundarios y reacciones contra la marea. Su duración media es de 2 años. Cada reacción contra movimiento secundario recorre entre 1/3 y 2/3 partes del movimiento previo, siendo habituales los retrocesos del 50%.
  2. Movimiento secundario. Los movimientos secundarios se componen de movimientos impulsivos en favor de la tendencia y de movimientos reactivos contra la tendencia primaria. Acostumbran a durar entre tres semanas y varios meses. ¡Son las olas de la marea!
  3. Movimiento terciario. Hemos definido la marea como la tendencia dominante y las olas como los movimientos secundarios. Los movimientos terciarios compondrían ¡los rizos de las olas! Tiene una duración inferior a 3 semanas. Según la teoría de Dow, estos movimientos no tienen ninguna utilidad práctica para los inversores a largo plazo.

Los mercados laterales se consideran tendencias secundarias: la teoría de Dow habla originalmente de line. Nos enseña que las correcciones secundarias contra la marea de mercado pueden ser en tiempo o en profundidad. En tiempo son lo que Dow llamó líneas (mercados laterales). Y en profundidad son tendenciales (alcistas o bajistas).

El volumen se mueve con la tendencia. El volumen crece a medida que crece la tendencia. Cada nuevo pico, debería de ser acompañado de un volumen cada vez más elevado.

Las medias confirman el movimiento. Una señal de compra o venta únicamente se da cuando ambas medias confirman el giro. Una divergencia entre ambas medias es un síntoma claro de que la salud del mercado no funciona correctamente.

La teoría de Dow es inherente a cualquier sistema de Trading cazador de tendencias. El sistema de la Triple pantalla detecta la tendencia dominante para ir siempre a favor de la marea y utiliza las olas contra la marea, aprovechando los retrocesos de los mercados para comprar debilidad en un mercado alcista o vender fortaleza en un mercado bajista.

El principal problema de la teoría de Dow es que da una señal demasiado tardía. Sin embargo, cabe recordar que no es un método de inversión. Simplemente se trata de asegurar que la nueva tendencia está confirmada.

Es muy importante dominar los principios de esta teoría puesto que todo lo demás nace de dicha teoría. Las figuras chartistas, las medias móviles y los osciladores se crean en función de la estructura de mercado para detectar antes la anticipación de giros del propio mercado. Los sistemas de tendencias intentan cazar las tendencias secundarias. Los osciladores intentan detectar las reacciones contra la tendencia dominante para abrir posiciones y las líneas de tendencia se trazan en los picos y valles de los movimientos secundarios.

Captura de pantalla 2016-03-29 a las 17.19.49

Por este motivo, es clave adaptar el proceso operativo a la situación actual de mercado, puesto que si bien es cierto, el mercado parece tener claras intenciones de continuar el movimiento alcista, deberíamos estar alerta a posibles caídas en el precio del IBEX 35, puesto que una hipotética vuelta a la zona de los 8.800 puntos, podría dar paso a un para nada descartable impulso bajista, lo que significa que plantearemos estrategias de cobertura parcial sobre IBEX 35, con una estrategia bajista, con intención más táctica que estratégica, ahora sí, tras comprobar que una vez más, aquello tan simple que nos enseñó Charles Dow, sigue siendo el principal faro que ilumina nuestro Trading, sobretodo en este mercado lleno de turbulencias y chubascos, para asegurarnos de estar protegidos si la amenaza de tormenta financiera sigue azotando a nuestro querido mercado.

Gisela Turazzini

CEO, Blackbird

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *